Mensaje de error

Notice: Undefined index: field_tipo_de_publicaci_n en _ctools_entity_field_value_ctools_access_get_child() (línea 63 de /home/CVS/web/chilevivesano.cl/public_html/sites/all/modules/ctools/plugins/access/entity_field_value.inc).

Publicado el

19 de Julio de 2015

Temática

Para facilitar la ingesta de comida saludable, se busca que los quioscos de las escuelas puedan ofrecer fruta lavada, pelada o trozada, lo que hoy no les está permitido. 

El 26 de junio del próximo año entrará en vigencia la Ley de Etiquetado de Alimentos que, entre otras disposiciones, prohibirá que al interior de los colegios se vendan productos envasados que superen los límites establecidos de nutrientes críticos y que lleven la advertencia "alto en azúcar" o en sodio, grasas o calorías, según corresponda.

Por ello, y pensando en que los quioscos escolares deberán reformular su oferta, por estos días y hasta el 1 de septiembre, el Ministerio de Salud tendrá en consulta pública un cambio al reglamento sanitario de alimentos con el que busca permitir y regular la venta de frutas y verduras en formas más atractivas para los estudiantes.

Hoy ese reglamento dice que los puestos emplazados en ferias libres, quioscos, casetas y carros que carecen de conexiones directas de agua potable -lo que ocurre en la mayoría de los negocios al interior de colegios, según Salud- solo pueden vender las frutas y verduras enteras.

"Si queremos incentivar el consumo de comida saludable, tenemos que hacer que esa oferta llame la atención de los niños, ya sea con fruta lavada, pelada, trozada, en 'tutti frutti' o ensaladas coloridas", explica Fernanda Mediano, asesora del Departamento de Alimentos y Nutrición del Ministerio de Salud.

Mediano detalla que si bien la modificación afecta a todos los tipos de negocios que se mencionan en el documento, "se hizo pensando principalmente en que los quioscos de colegios puedan vender alimentos saludables en formas atractivas y cumpliendo con las medidas de inocuidad".

Por eso último, la propuesta de Salud es que si se venden frutas "procesadas", estas deben ser envasadas en establecimientos que tengan autorización sanitaria para funcionar. "Los negocios de colegios no tienen esa autorización, pero sí los casinos de las escuelas. Entonces, los alimentos se pueden manipular en el casino, envasar y llevar al quiosco para que se refrigeren y se pongan a la venta", detalla Mediano.

Formar hábitos

El foco del cambio reglamentario está puesto en los estudiantes, porque es en los primeros años de vida cuando se forman los hábitos alimentarios. Lo preocupante es que según las últimas cifras de Salud, los problemas de nutrición por exceso se presentan cada vez a más temprana edad y actualmente el 25,3% de los niños de seis años presenta obesidad y el 26,5%, sobrepeso.

Si bien con la nueva ley todos los quioscos escolares solo podrán vender comida sana, la idea de tener "quioscos saludables" se está trabajando hace algún tiempo y hoy existen en varias comunas del país, entre ellas Santiago, Las Condes, Talca y Puerto Montt.

Para guiar la transformación de esos negocios, además, Salud elaboró guías sobre lo que podrán o no ofrecer esos quioscos, y se van a repartir a las comunidades escolares para que cuando entre en vigencia la ley de Etiquetado de Alimentos no queden dudas.

Mientras, algunos sectores han ido más allá. Los municipios de Santa Cruz y Peñalolén crearon ordenanzas para prohibir la venta de alimentos no saludables a menos de 100 metros de los establecimientos, y en la provincia de Osorno, se recomendó que los colegios simplemente no tengan quioscos en su interior, medida que ya han adoptado varias escuelas que prefieren guiar a los papás para que les envíen a sus hijos colaciones saludables.

Sin quioscos

En Osorno optaron por recomendar que los colegios no tengan negocios en su interior, medida que ya han adoptado varios establecimientos.

25,3% de los niños de seis años presenta obesidad y el 26,5%, sobrepeso, según datos del Ministerio de Salud.

100 metros es la distancia mínima que han dispuesto comunas como Peñalolén y Santa Cruz, entre colegios y venta de comida poco saludable.

Primero de septiembre es la fecha en que terminará la consulta pública sobre el cambio del reglamento sanitario de los alimentos.

Publicado en: 
El Mercurio