Chile Vive Sano
Chile Vive Sano

El panorama se repite cada fin de semana. Familias, grupos de amigos e incluso personas solitarias repletan los parques y plazas capitalinos para realizar diversas actividades, desde asados hasta cumpleaños infantiles al aire libre, pasando por picnics y juegos de rol. Hace algunos años, ir a un parque para hacer un asado familiar probablemente no hubiese sido la primera opción, pero algo cambió en el último tiempo y las personas están cada vez más abiertas a salir de sus casas. Después de tantos años perfeccionando la vida indoor , la gente se está inclinando una vez más por salir de sus hogares y disfrutar de lo outdoor . "Hay una nueva generación que usa más los espacios públicos y que tiene que ver también con el acceso a la información en un mundo globalizado, lo que lleva a una reproducción cultural de esas prácticas que se dan en el mundo, en nuestro país", explica el sociólogo Mauricio Ríos.

Desde un punto de vista urbano, es la misma gente la que ha llevado a que la ciudad se adapte a sus necesidades; así lo cree el arquitecto del paisaje Francisco Allard. "Hay una demanda social por el espacio público que se ve a nivel transversal. Si uno ve la tasa de dispersión de parques como el Metropolitano o el Bicentenario, gran parte de la gente que va es de todas las comunas de Santiago. Además, hay de alguna manera una demanda por la movilidad alternativa, por poder hacer de Santiago una ciudad más humana. Si pensamos en los espacios públicos como pulmones verdes, encontramos que sirven para purificar el aire, bajar la temperatura y aumentar la humectación del ambiente, y no solamente estamos haciendo la ciudad más agradable para las personas, sino un mejor lugar para vivir", apunta el profesional.

Verano en Santiago

Desde el mes pasado que los termómetros no han dado tregua en la Región Metropolitana y frente a eso existen alternativas para refrescarse y no se limitan a ser socio de un club, sino que pueden presentarse en espacios de uso público. Santiago, Recoleta, Providencia, Vitacura, Quinta Normal y Las Condes son algunos de los municipios que cuentan con piscinas para sus vecinos, e incluso para aquellos que no lo son. La afición por la natación no se limita solo a la temporada primavera-verano, sino que es una actividad que en los últimos años se ha incrementado exponencialmente. "Estamos con cupos colapsados en la inscripción del uso de la piscina hace más de un año. Hay una lista de espera bastante extensa. Tenemos un flujo de alrededor de 1.600 personas al día que se concentran antes y después de la jornada laboral. Sin embargo, los vecinos o el público en general puede venir cualquier día y pagar una entrada para nadar todo el día", dice Rodrigo Puebla, coordinador del Centro Deportivo Providencia. "Se ha duplicado el uso de la piscina municipal en los últimos años y en todos los rangos de edad. La gente le saca provecho a esto que finalmente es de ellos", agrega.

El mismo panorama se repite en otros centros acuáticos de la capital. Una buena opción para las personas del sector oriente, y tal vez no tan conocida, es la "Playa Anakena II", ubicada en el Parque Padre Hurtado. Con una temática influenciada por la Isla de Pascua, tiene piscinas y un sector recreacional, ideales para la familia. La entrada cuesta solo 2.500 pesos por persona.

Parques y bicicletas

Los espacios públicos que más ocupan los santiaguinos son, sin duda, los parques y cerros. Forestal, Bustamante, Inés de Suárez, Bicentenario, Padre Hurtado, Araucano, Metropolitano y O'Higgins son algunos de los preferidos por las personas para realizar diversas actividades al aire libre, como por ejemplo, running , lectura o juegos infantiles. "Muchas prácticas sociales que estaban asociadas a ciertos estratos se han ido modificando. Hay un sueño romántico de cómo era la vida en comunidad en los años ochenta o setenta. El uso de espacios públicos se ha modificado porque la gente ha conocido la experiencia que se da en otros países y la ha ido masificando", apunta Mauricio Ríos.

Otros de los puntos públicos preferidos por los capitalinos son los cerros. Ya sea para hacer trekking , correr, andar en bicicleta o simplemente para pasear. Santa Lucía, San Cristóbal, Pochoco, Manquehue y La Cruz son los más populares en la actualidad.

Los ciclistas son uno de los "gremios" que más aprovecha los espacios públicos de la capital. Uno de los lugares más celebrados es el "Mapocho Pedaleable", iniciativa que nació en 2011 y busca habilitar, en el costado del río del mismo nombre, una extensa ciclovía. En diciembre del año pasado y por cuatro meses se abrió un primer tramo de 2,8 km -entre los puentes Huelén y Recoleta- como plan piloto. "El proyecto hace que la ciudad sea más sustentable y que tengamos una mejor calidad de vida porque no solamente apela a los formatos de movilidad, sino también a hacer ejercicio durante el día, a tener una vida más saludable y también a una comunidad que cada vez crece más y que está dispuesta a usar la ciudad no solamente como un lugar de desplazamiento, sino como un espacio donde conocerse y ser parte de algo", afirma Allard.

Similar opinión tienen los ciclistas que cada día llegan en masa a aprovechar este nuevo trayecto junto al cauce fluvial. "Lo del 'Mapocho Pedaleable' nació con la idea de recuperar este espacio público junto al río, que lamentablemente en un momento derivó en ser el receptáculo de los desechos de las casas, pero que con el tiempo recibió un tratamiento por parte de Aguas Andinas y hoy es un río al que se puede acceder sin riesgo de enfermedades o malos olores. La idea es recuperar para las personas este espacio público que había sido relegado", cuenta Daniela Suau, ciclista y editora de la plataforma New Indie.

"Se requiere darles a los espacios públicos la importancia que tienen inversiones como autopistas o carreteras, porque responden a un nivel de necesidad similar. Los espacios públicos son los lugares donde se genera inclusión social, donde somos todos iguales y es ahí donde se rompen las barreras sociales", cierra Allard.

Publicado en: 
Hernán Carrasco, El Mercurio