Publicado el

15 de Marzo de 2016

Temática

Foto: José Luis Rissetti / El Mercurio
Foto: José Luis Rissetti / El Mercurio

Los fumadores que intentan abandonar este hábito reduciendo poco a poco el número de cigarros tienen menos probabilidades de éxito que aquellos que dejan de fumar en forma abrupta, según un estudio de la Universidad de Oxford.

En la investigación se siguió a 697 fumadores divididos en dos grupos. Al evaluarlos seis meses después de dejar de fumar, la mitad de aquellos que abandonaron el cigarro de un día para otro seguía sin fumar, comparado con el 39% de quienes fueron dejando el hábito de a poco. Los autores precisan que la motivación fue un factor determinante en ambos grupos.

Publicado en: 
Vida, Ciencia y Tecnología, El Mercurio