Mensaje de error

Notice: Undefined index: field_tipo_de_publicaci_n en _ctools_entity_field_value_ctools_access_get_child() (línea 63 de /home/CVS/web/chilevivesano.cl/public_html/sites/all/modules/ctools/plugins/access/entity_field_value.inc).

Publicado el

15 de Septiembre de 2015

Temática

Foto: APF, El Mercurio
Foto: APF, El Mercurio

Más de 18 mil especialistas de todo el mundo se reúnen desde hoy en Estocolmo para analizar cómo enfrentar con éxito los desafíos de la enfermedad, como el que uno de cada dos diabéticos no conoce su condición. 

Una persona que no se hace chequeos médicos en forma habitual puede ser diabético durante 10 años sin saberlo. Algo que le sucede al 50% de estos pacientes.

Esta realidad es la que se quiere cambiar educando a las personas y sensibilizándolas acerca de la importancia de tener hábitos de vida saludable, como una dieta equilibrada, hacer ejercicio, evitar el aumento de peso y saber manejar el estrés. Esto permitiría reducir esta amenaza a la salud pública que, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), se ha duplicado desde los años 80. Hoy existen 592 millones de pacientes a nivel global.

Este desafío y la necesidad de mejores terapias para tratar esta condición son algunos de los temas que se tocarán en el congreso europeo de esta enfermedad que se inicia hoy en Estocolmo, Suecia. Al encuentro se espera que asistan alrededor de 18 mil especialistas de todo el mundo.

En la ocasión se analizará también el desafío que significa el envejecimiento de la población, el que con seguridad vendrá de la mano con un aumento importante de estos enfermos. Para esto, los laboratorios preparan una serie de nuevos tratamientos que faciliten la vida de los pacientes. Entre ellos se destacan la insulina inhalable y la que se pueda administrar vía oral, el perfeccionamiento de la bomba de insulina para finalmente llegar al páncreas artificial, y la promesa de que con las células madre se pueda recuperar la capacidad de producción de insulina del páncreas.

Todo apunta a evitar el progreso de esta enfermedad y sus complicaciones, como son los infartos, la ceguera, la amputación de extremidades y la insuficiencia renal. Hoy se sabe que un diabético diagnosticado a tiempo y bien tratado puede vivir en forma saludable y tanto tiempo como alguien que no tiene esta condición.

Otra materia que se tratará en la reunión es la diabetes de la embarazada, una condición que ha ido en aumento y que los investigadores buscan prevenir.

Disputa de las dietas

Un tema que acapara la atención son las novedades que está aportando la genética al combate de la enfermedad: desde los rasgos de una persona que llevan a sospechar que desarrollará una diabetes, hasta el perfil genético que permita personalizar el tratamiento de cada cual. Asimismo, se presentarán nuevas tecnologías que ayudan a predecir qué paciente presentará complicaciones.

A nivel de políticas de salud se busca que, en la medida de lo posible, los países incorporen mejores tratamientos. Por ejemplo, dejar de usar la insulina humana y utilizar la que se produce hoy con ingeniería genética, que es de mejor calidad y con un funcionamiento muy similar a la que produce el páncreas. Esto, junto a un mayor acceso a los tratamientos, podría cambiar el panorama actual de esta condición.

Y un debate esperado es el de las dietas. Las tres que disputan las preferencias son la que restringe las calorías que consume la persona, la que reduce los carbohidratos y, por último, la afamada dieta mediterránea.

Finalmente, se analizará el rol que cumplen los receptores de insulina en el cerebro, algo que ha llevado a pensar que este órgano es el verdadero "páncreas" que hay que tratar.

Publicado en: 
El Mercurio por Sebastián Urbina