Mensaje de error

Notice: Undefined index: field_tipo_de_publicaci_n en _ctools_entity_field_value_ctools_access_get_child() (línea 63 de /home/CVS/web/chilevivesano.cl/public_html/sites/all/modules/ctools/plugins/access/entity_field_value.inc).

Publicado el

13 de Octubre de 2015

Temática

Grupo Copesa, La Tercera
Grupo Copesa, La Tercera

Sistema, que este mes cumple dos años, concentra mayor parte de rutas en Providencia y Santiago. A fin de 2015 se ampliará a 14 comunas.

La expansión de ciclovías, que según la Intendencia Metropolitana aumentarán en un 49% en 2016, sumado a los recurrentes episodios de congestión vial y el hecho de realizar una actividad física, ha impulsado el uso de la bicicleta en Santiago. 

En ese contexto, en octubre de 2013 nació Bikesantiago, una red de arriendo de bicicletas que permite tomar uno de los vehículos en una comuna y devolverlo en otro punto de la ciudad. Actualmente, ya son 25 mil los inscritos en el sistema (ver infografía).

“Esto habla no de que sea una moda, sino de la necesidad de la gente de tener una alternativa de transporte eficiente y económico”, comenta Daniel Trujillo, gerente de Comunicaciones y Marketing de Bcycle Latam, empresa estadounidense especializada en este tipo de sistema de alquiler.  

La iniciativa partió en Vitacura, con sólo 30 estaciones y 300 vehículos. En 2014 se amplió hacía las comunas de Lo Barnechea, Ñuñoa y Providencia, mientras que a principios de este año se sumó Santiago, Recoleta e Independencia. Hoy existen 1.881 vehículos y 132 estaciones, totalizando, en dos años de operación se han realizado 1,2 millones de viajes.  

El auspiciador de Bikesantiago es Banco Itaú, siendo la capital chilena la primera ciudad donde financia el sistema. Jaime Uribe, gerente de marketing y sustetabilidad de Banco Itaú, comenta que “esperamos que a fin de año se completen 14 comunas, 2.050 bicicletas y 205 estaciones”, además de que en el mediano plazo también “nos gustaría llegar a otras ciudades”.

Usuarios y vandalismo 

Con la ampliación de la red, el perfil del usuario se ha diversificado. “Se trata de gente que asumió la necesidad de buscar alternativas de transporte. Un grupo reemplazó un tramo que solía hacer en Metro o en bus por la bicicleta. Un segundo segmento son peatones, o nuevos ciclistas, gente que se interesa por el tema, y el tercer porcentaje es gente que se bajó del auto”, dice Trujillo.

Para la alcaldesa de Santiago, Carolina Tohá, las estaciones comerciales y cercanas a centros de estudio “tienen un alto uso, porque además también ha aumentado la red de ciclovías”.

En Providencia, la comuna con mayor número de viajes y con una amplia red de ciclovías, se espera concretar la tercera etapa del sistema que “consiste en instalar las últimas estaciones de cicleteros establecidos en la licitación correspondiente”,  comenta Josefa Errázuriz, alcaldesa de la comuna. 

Para Amarilis Horta, directora del Centro Bicicultura, este escenario hace más urgente el reconocimiento explícito y la formalización de la bicicleta como vehículo diferente. “De ahí la necesidad de aprobar la reforma de la Ley de Tránsito ingresada recientemente al Congreso por el Ejecutivo”, sostiene.

Sin embargo, uno de los problemas de la expansión ha sido el aumento del vandalismo. “Hay casos especiales de daño deliberado, pero está dentro de lo esperable. Lo que sí subió ha sido el mal uso, como personas que se adueñan de bicicletas, llevándose la llave luego de usarla”, comenta Trujillo. Es por esto que Bikesantiago comenzará una política de tolerancia cero para este tipo de acciones: “Vamos empezar a cobrar multas por sobre tiempo, por ejemplo, al igual que a quienes maltratan las bicicletas”, agrega.

Fuente infografía: Bikesantiago, La Tercera

 

Publicado en: 
Judith Herrera, La Tercera